Por el ajuste la prestigiosa socióloga Dora Barrancos renunció a su cargo en el CONICET

La socióloga dimitió en medio del escándalo que generó la científica que fue a un concurso televisivo para conseguir fondos.

Dora Barrancos renunció al directorio en el área de Ciencias Sociales y Humanidades del Conicet tras cinco meses que lleva de demora la designación del nuevo director que debía haber asumido en enero del 2019.

Es que si bien son cargos «ad honorem», requieren de un decreto del Gobierno que Mauricio Macri todavía no oficializó.

Desde el Conicet le habían pedido a Barrancos que quede en el cargo hasta que la transición se haga efectiva, pero la exposición de la crisis de la ciencia y el desmantelamiento institucional llevaron a la histórica feminista a ponerle fin a su puesto.Por el momento, el área queda acéfala.

«El asunto es de orden moral. No se puede ser connivente con este aplazamiento de la designación de mi sucesor», Mario Pecheny.

«Es un problema porque el área queda sin representación, pero esto no da para más», dijo Barrancos al diario Página 12.

«Hay que hacer un gesto para que se entienda que el rey está desnudo, dar señales de que algo está mal», agregó la socióloga.

El padrón votó en mayo de 2018 a sus representantes y todavía los investigadores electos no pueden ejercer sus funciones. Pecheny obtuvo el triunfo por amplia mayoría, pero los cargos se pueden efectivizar a través de un decreto del Poder Ejecutivo Nacional, cosa que todavìa no sucedió.

«Esta situación evidencia el desaguisado institucional. ¿Cómo va a tardar un año en salir un decreto? Es algo que no se puede creer. Me están diciendo que el trámite está en la secretaría de Legal y Técnica desde hace mucho tiempo ya, yo me voy. Era una cuestión casi extorsiva, desde el Conicet me pedían que me quede porque la situación ya se iba a resolver, pero la verdad es que no estoy dispuesta a tanto», confesó Barrancos, especialista excluyente y una de las principales referentes locales y latinoamericanas en historia del feminismo.

La renuncia de la directora es una muestra más de la crisis que se vive en el área y se da un día después de que la investigadora Marina Simian participara del programa «¿Quién quiere ser millonario?» para ganar dinero e invertirlo en su investigación sobre el cáncer.

La exposición de Simian dejó al descubierto la falta de fondos para investigaciones científicas.

En abril pasado, 140 directores de 294 institutos que componen el Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet) reclamaron por el presupuesto y pidieron un «plan de salvataje», ya que hubo baja en el presupuesto que reciben y congelamiento de los proyectos que ya estaban en marcha.

Fuente: Minuto Uno

Copyright © 2012 24 Baires. Todos los derechos reservados.
           Acceso   |   Webmail
Director: Carlos Vazquez