En Mar del Plata se movilizan los vecinos por polémica decisión del Intendente Pulti

Los vecinos autoconvocados del barrio Parque Luro de Mar del Plata, volvieron a manifestarse este domingo en la denominada “canchita” de los Bomberos en defensa del uso público de ese espacio que la municipalidad propuso para la construcción de viviendas en el marco del plan Procrear, impulsado por la Nación. En la oportunidad, denunciaron estar “frente a un gobierno que no escucha” y que “sólo quiere comunicar sus decisiones arregladas entre gallos y media noche, cocinadas en la hoguera de las vanidades políticas”. Y enfatizaron: “No discriminamos pero sí nos sentimos discriminados”.

CONCENTRACIÓN Y DECLARACIÓN

Pese a la lluvia intermitente, los vecinos de la zona se reunieron este domingo en defensa del espacio público y de la “identidad barrial y la diversidad cultural en el marco de una planificación integral, a partir de una agenda consensuada de prioridades”.

De esta manera, los autoconvocados reclamaron una vez que el terreno denominado “canchita” de los Bomberos sea destinado a una plaza pública, un proyecto que, según denunciaron, se encuentra postergado desde hace más de 30 años”.

Al fundamentar el pedido, manifestaron: “Esta plaza y este espacio público verde nos pertenece por historia, por derecho, por acción y por promesas que fueron escritas con la mano y borradas con el codo, sin haber sido concretadas”.

En ese marco, repararon que “aquellos que dicen que nuestros niños no están aquí porque están encerrados con la play o un joystick en la mano, les decimos que es todo lo contrario”. “Nuestros niños están aquí más que nunca, esperando a que los distintos gobiernos cumplan con las promesas para volver a jugar a la pelota, para remontar barriletes y pasear a sus mascotas. Pero estos niños que han tenido que crecer, se dieron cuenta que nunca los escucharon y fueron continuamente utilizados. Esos niños se han hecho adultos y merecedores de un presente mejor”, enfatizaron.

En tal sentido, remarcaron que “si el objetivo siempre fue entretenerlos con excusas, advirtamos también cómo se los utiliza hoy en el presente, prometiéndoles que van a ocupar un papel preponderante en el diseño de la ciudad; prometiéndoles, por un lado, que el objetivo del Consejo de los Niños y el Laboratorio de los Niños “es llevar adelante esta metodología de abordaje de las problemáticas urbanas de la ciudad, con la participación de los chicos” y, por otro lado, diciendo que Mar del Plata será una ciudad “sostenible y sustentable”… siendo esto absolutamente falaz”.

“Ese niño creció, maduró a la fuerza. Sabe que no hay más tiempo para seguir siendo niño, que los grandes mintieron. Por eso, tomará sus baldes de arena y construirá su plaza, defenderá su espacio de juego, de desarrollo, de aire, de sociabilización, de encuentro y re-unión, tan necesario desde la creación misma de las civilizaciones, evolucionando desde del ágora griega y el foro romano”, agregaron.

Y aseveraron: “Si no nos quieren reunidos, si nos quitan los espacios públicos propios y necesarios de cada ciudad, nos están acorralando contra tiempos pasados que queremos olvidar, a tiempos en donde tres individuos juntos eran una asociación ilícita, cercándonos y dejándonos sólo las redes sociales virtuales, tecnología que a veces defienden y otras tantas critican cuando no queda otra que organizarse desde allí”.

En ese orden, los vecinos de Parque Luro dejaron en claro que “la ‘canchita’ de los Bomberos no es tan sólo un par de hectáreas de tierra”, sino “la posibilidad cierta de un futuro mejor, pero fundamentalmente de un presente de acciones concretas. Se terminaron las promesas y las especulaciones”.

“A la plaza podrán venir todos, y al proyecto que tienen en mente, sólo los amigos del poder, pre adjudicados en su ‘bolillero de la fortuna’. Ya lo dijeron en declaraciones públicas: ‘que los vecinos no se preocupen, que son todos conocidos nuestros’.
No nos quieran enfrentar. No lo vamos a permitir”, subrayaron.

Asimismo, remarcaron: “No nos van a dejar presos de sus mezquindades, de sus ambiciones políticas, de la corrupción y el mal desempeño como funcionarios.
Tienen el gobierno, pero el Estado somos nosotros los ciudadanos. Nosotros somos los legítimos legatarios, sucesores del predio, y si no saben hacer uso de sus facultades delegadas, si administran mal, tendremos que recurrir a la justicia para que determine cómo dirimir este conflicto creado sin sentido. Conflicto que viene a alterar la paz de un barrio que busca consolidar su identidad, plural y diversa, que busca ser aceptado y reconocido sin petulancias, sin altanerías, sin discriminaciones”.

A su vez, hicieron hincapié en que “una democracia no divide para reinar, y si la reina y su corte están aburridos, que vengan a jugar a la plaza, que es de todos. Aquí, el pueblo soberano le hará saber que en este país, no muy lejano, existe el Estado de Derecho que estos ciudadanos van a defender”.

“Y si nos hablan desde ‘el país de las maravillas’, les decimos que no nos quieran implantar un conflicto que no es nuestro: Nación vs. Provincia y un gobierno municipal que no está dispuesto al diálogo, que sólo baja línea y discurso, y que coquetea con todos los actores, porque pierde votos o pierde dinero y por consiguiente, más votos y el respeto de los marplatenses. Estamos frente a un gobierno que no nos escucha, que sólo quiere comunicar sus decisiones arregladas entre gallos y media noche, cocinadas en la hoguera de las vanidades políticas”, cuestionaron.

“NOS OPONEMOS A ESTE ATROPELLO”

Por último, los autoconvocados aclararon que no se oponen a la construcción de viviendas ni a la creación de empleo porque conocen “la necesidad de la construcción de viviendas dignas, de la creación de empleo continuo y sostenible a través del tiempo y de la necesidad de que el gobierno, se ocupe también de la seguridad, de la salud, y de la educación”. “Es una mentira malintencionada decir que nos oponemos a la construcción de viviendas. Hay numerosos lotes del Estado aptos para hacerlo ambientalmente posible y responsable”, destacaron.

En esa línea, agregaron: “Nosotros no discriminamos y sí nos sentimos discriminados. Es el discurso oficial que quiere crear diferencias, que nos estigmatizan sin dar lugar al reconocimiento de nuestra identidad barrial y diversidad cultural”.

En tanto, reiteraron que se oponen “decididamente a este atropello”. “Esta plaza nos pertenece por historia, por derecho, por promesas y por la acción”. El uso de este espacio público que los vecinos estamos defendiendo, tiene que ver con el uso histórico que el lugar siempre tuvo para el bien común de los ciudadanos”, afirmaron.

“Por fin, estos terrenos públicos, que acompañaron el crecimiento de la ciudad, primero brindando un espacio para el desarrollo de la acción social, luego para el deporte y el esparcimiento y más tarde, encaminándose hacia lo cultural, e integrando y amalgamando todas estas vertientes, se preservará por voluntad popular, voluntad ciudadana, en la plaza que todo el barrio desea y anhela para todos los habitantes de la ciudad y para sus visitantes, para nosotros, para la posteridad y para todos los hombres y mujeres de buena voluntad y cultura del trabajo”, finalizaron.

Fuente: 0223.com.ar

Copyright © 2012 24 Baires. Todos los derechos reservados.
           Acceso   |   Webmail
Director: Carlos Vazquez